Una de las verduras más exquisitas que tenemos este otoño a nuestro alcance son las borrajas, una de las verduras más ricas que existen en nuestro país y al tiempo una de las más desconocidas. En Aragón, la borraja ha sido una verdura de consumo diario, antaño ligada a las familias más humildes, y descubierta hace poco por los que gustan de la cocina auténtica de la tierra. Aquí os presentamos una de las maneras de cocinarlas más sencillas y al alcance de todo el mundo.

 

Podemos probar las borrajas con almejas, con patata, con garbanzos y jamón, con arroz e incluso con pollo. Nosotros os proponemos una manera de hacerlas que sólo os ocupará  unos minutos. Será suficiente una picada de almendra acompañada de unos ajos y un poco de pan tostado. Estamos seguros de que repetiréis.

 

El modo de elaborarlo es sencillo y arrancará con el lavado de la borraja, que, como sabéis, es una de esas verduras que está cubierta de pelillos. Hay quien se dedica a rascar el tallo y quitar la piel exterior que lo recubre con un cuchillo, pero, sinceramente, si la borraja es tierna, no es necesario. Y esa operación nos obligaría a dedicarlo mucho tiempo que, a veces, no tenemos.

 

 

Nosotros lo hacemos de la siguiente manera: separamos la hoja del tallo y éste lo cortamos a cachos de unos tres o cuatro centímetros cada uno. Colocamos todos los cachos en un bol y lo llenamos de agua. Con las manos, frotamos las borrajas cortadas unas con otras durante unos segundos. Vaciamos el agua y volvemos a repetir la operación hasta darle tres lavados consecutivos. Los pelillos se habrán desprendido casi por completo y tendremos la borraja lista para ponerla a cocer. Con 15 minutos en la olla exprés, suficiente.

 

Por otra parte, preparamos una picada de almendras con ajo en un mortero y si queréis podéis introducir un trocito de pan tostado. Lo machacamos todo hasta que quede bien reducido.

 

Sacamos las borrajas de la olla y las introducimos en una sartén u olla con un poco de agua de la cocción que nos habrá sobrado. A continuación echamos la picada y dejamos que haga chup chup.

Un plato exquisito e ideal para cenar.

 

Otra cosa importante

El agua de la cocción de las borrajas es completamente aprovechable. Nosotros os recomendamos que la consumáis de la siguiente manera: os ponéis un poco del caldo que ha sobrado de la cocción en un vaso, le echáis un chorrito de aceite y os lo tomáis, con cuchara, o bebido. Es uno de los caldos de verduras más nutritivo diurético que os podéis tomar. Os sorprenderá

 

Las organizaciones agrarias han pedido en Extremadura que el decreto del Gobierno autonómico que pretende garantizar la trazabilidad de la uva y de la aceituna se extienda también a otros cultivos como la almendra o el pistacho. La trazabilidad ha ayudado a reducir los robos en estos sectores, 

Representantes de organizaciones agrarias se han reunido en la Delegación del Gobierno en Extremadura para abordar las medidas de seguridad para evitar los robos durante la campaña de aceituna, a la que ha asistido, entre otros, el presidente de Apag Extremadura Asaja, Juan Metidieri. 

Juan Metidieri dice que son muchos los agricultores de sectores como el almendro que piden esta extensión del decreto regional y ha añadido que el decreto contemple "qué ocurre con el fruto decomisado, pues muchas veces parece que se debe destruir por no saber qué aplicación se le va a dar".

La delegada del Gobierno en Extremadura, Cristina Herrera, destacó la "bajada importante" en cuanto al número de robos registrados en el sector de la aceituna durante el pasado año, gracias al decreto autonómico, a los medios utilizados y a la coordinación de todas las partes implicadas.

Aunque el número de infracciones se redujo en un 40 por ciento, según ha explicado, durante la campaña pasada se dieron sin embargo algunos casos de grandes robos, cuestión en la que se debe trabajar este año.

En cuanto a la campaña, Catalina García ha explicado que es "desastrosa" respecto a la producción de aceituna de verdeo, debido a la escasez de precipitaciones, y se espera recolectar únicamente el 20 por ciento de un ejercicio normal. En relación a la producción de aceite, ha manifestado que es fundamental que llueva en los próximos días para que el fruta pueda coger peso.

 

 

 

Martes, 26 Septiembre 2017 09:08

El origen de la almendra

Muchas veces nos hemos preguntado dónde está el origen del almendro. Sabemos que el melocotón comenzó a cultivarse en Persia, que el del manzano está en la zona del Cáucaso o del mar Caspio y que el olivo es un cultivo netamente mediterráneo. Pero, ¿y el almendro? No debe haber un consenso generalizado sobre el origen del almendro, pues según la fuente que se consulte nos encontramos con quien sitúa sus orígenes en Asia Central y quien lo hace en los alrededores del Mar Muerto.

Hay quien señala que las primeras almendras silvestres fueron localizadas en el yacimiento arqueológico de Gesger Benot Ya'agov, en Israel. Tendrían estas almendras silvestres unos 800.000 años de antigüedad, aunque en este caso se trataría de almendras silvestres, no cultivadas. Para encontrar un cultivo del almendro tendríamos que remontarnos 5.000 años atrás y ubicarnos en las regiones montañosas de Asia Central, donde se desarrolló una incipiente actividad agrícola relacionada con el almendro gracias a la proximidad de estas regiones con poblaciones silvestres naturales de almendro.

 

La Mesa Nacional de los Frutos Secos avanzó el pasado mes de junio que la producción de almendra para la campaña 2017/2018 alcanzaría las 56.513 toneladas, lo que supone un 23,21% más en comparación a la campaña anterior y un descenso del 2,1% respecto a la primera estimación realizada en el mes de mayo. Veremos si ese pronóstico se confirma cuando se haga balance de la campaña actual que ya está llegando a su fin. O no, porque mientras las previsiones -con cálculos exagerados de producción en nuestro país que siempre tienden a hacer bajar el precio de la almendra- se realizan puntualmente en mayo y junio, lo que nunca suele realizar la Mesa Nacional es una actualización / confirmación de esos datos al finalizar la campaña. ¿Por qué? Cada uno que saque sus propias conclusiones.

Según la organización nacional de los frutos secos compuesta por Asaja, Coag, Upa, Cooperativas Agro-alimentarias de España y la Asociación Española de Organizaciones de Productores de Frutos Secos y Algarrobas (Aeofruse), la campaña debería haber sido un 28% superior a la media de los últimos cinco años, con Andalucía como la comunidad autónoma que experimentará la mayor subida (+57,38%, 16.525 toneladas).

En términos de crecimiento, le deberían seguir la Comunidad Valenciana (+42,61%, 6.275 toneladas), Murcia (+29,06%, 6.040 toneladas) y Cataluña (+25,97%, 4.579), mientras que Aragón es la segunda región, tan solo por detrás de Andalucía, con la mayor previsión de toneladas, 15.742, un 2,26% más respecto a la producción de 2016/2017.

Por el contrario, Baleares es la única comunidad autónoma para la que la Mesa Nacional de Frutos Secos previó una variación negativa, -18,52%, situándose en las 1.100 toneladas, frente a las 1.350 de la campaña anterior.

La organización señaló que -pese a la nefasta climatología que ha sufrido nuestro país, afectado por una sequía prolongadísima-, las previsiones de cosecha se mantienen en la "mayoría" de las zonas. Recordemos que la escasez de lluvias y algunas heladas fueron motivo para que se previera un descenso de producción en las estimaciones iniciales realizadas en el mes de mayo.

Cada uno, como decimos, que saque sus propias conclusiones.

Página 1 de 11